Terapia Adolescentes

Te ofrecemos ayuda especializada  en terapia con adolescentes . El objetivo conseguir cambios conductuales, mejoras emocionales y soluciones  a conflictos familiares.

Si desea más información llámenos o contacte con nosotros:  info@sospsicologos.es

 

Pedir cita

Durante la adolescencia se producen profundos cambios (corporales, autoestima, sociales, personalidad), el adolescente ya no es un niño, y tratará de descubrir su identidad, buscando mayor autonomía, asumiendo a veces riesgos o estancándose, encontrando dificultades para expresar adecuadamente sus necesidades y sentimientos a los padres.

Esta etapa no es fácil de gestionar para los padres. Muchos de ellos llegan a sentirse desbordados ante los conflictos  con sus hijos.

¿Cuándo solicitar ayuda psicológica?

  •  Cambios del estado de ánimo  (tristeza, ansiedad, irritabilidad) desajuste de horarios , hábitos de sueño y alimentación.
  • Dificultades con las relaciones familiares, conflictos continuos con padres o  hermanos.
  • Problemas con las normas, autocontrol,  impulsividad, baja tolerancia a la frustración, conducta agresiva hacia la familia, los iguales, los profesores.
  • Baja autoestima y preocupación excesiva por la imagen corporal,  el perfeccionismo, exigencia.
  • Problemas académicos, bajo rendimiento y desmotivación  en clase, aislamiento social, dificultad de adaptación, timidez, bullying/ciberbullying.
  • Conductas de riesgo (consumo de drogas, promiscuidad sexual, robos, mentiras) o abuso de videojuegos, adición al móvil y a las redes sociales.
  • Otros: Ataques de pánico, ideas suicidas

¿Cómo os ayuda la terapia a padres e hijos/as?

A nivel familiar:

  • Atenderemos y asesoraremos a los padres, ofreciendo herramientas para afrontar adecuadamente los conflictos familiares y las pautas educativas.
  • Mejora la comunicación, el  apoyo y el desarrollo familiar.

Para el/la adolescente:

  • Ayuda a expresar sus necesidades, reflexionando acerca de sí mismo, sus relaciones, sentimientos y comportamientos, favoreciendo el ser más  comunicativos.
  • Facilita el autoconocimiento, la regulación de las emociones, el autocontrol del comportamiento, mejorando las habilidades para afrontar conflictos y las situaciones que le generan malestar.
  • Trabaja la autoestima del joven, las relaciones con la familia y los iguales, inseguridades y conductas de riesgo 
  • Apoya a los adolescentes en su proceso de maduración, motivando a la búsqueda de objetivos e ilusiones en su vida generando compromisos de cambios consigo mismo y con los demás.

En sesiones de 60 minutos de duración.

“Sentirse mayor no basta, actuar como tal te permitirá serlo.”